En recuerdo de Juan Marichal, por Arturo Fernández

En recuerdo de Juan Marichal
por Arturo Fernández Domínguez

«Se ha publicado recientemente el “Boletín de la Institución Libre de Enseñanza” (BILE) (oficial) 2ª época, nº 83-84, de diciembre del 2011, en “Homenaje a Juan Marichal” (de la España “oficial”). Efectuamos al mismo una breve aproximación crítica, que concretamos o resumimos en: Este Boletín (BILE) (oficial) constituye otra prueba más que evidente, una manifestación clara de la orientación “cultural” (pseudocultural) principal o fundamental de las ILE y Residencia de Estudiantes (oficiales), desde la época de la Transición “democrática” hasta hoy, donde el tema de la Educación o Pedagogía continúa quedando -completamente- al margen y no interesando para nada (postergación, silencio y olvido), a pesar de ser el originario, identitario y principal o fundamental de la “Institución Libre de Enseñanza” y la “Residencia de Estudiantes”(históricas)».

«Colaboran en dicho BILE (oficial) los principales “dirigentes” (pseudoinstitucionistas) de la ILE (oficial):Elvira Ontañón, patrona de la Fundación “Francisco Giner de los Ríos” y presidenta de la “Corporación de Antiguos Alumnos y Amigos de la Institución”; José García-Velasco, secretario del Patronato de la “Fundación”; y, también, José-Carlos Mainer, patrono de la “Fundación” y director actual del BILE. Vinculados -estrechamente- a la actual “Residencia de Estudiantes” (oficial), como vocales de la “Asociación de Amigos”. Junto con las colaboraciones de sus “amigos” y compañeros: otros miembros (patronos) de la “Fundación”, Elías Díaz y Francisco J. Laporta; y, Santos Juliá, Andrés Soria Olmedo, etcétera. Todos ellos, integran o forman parte de la “intelligentsia” de la España “oficial” (establishment), a la que apoyan y defienden, la Monarquía borbónica, “liberal” y católica, hija heredera e impuesta por el Franquismo en Transición “democrática” y con “homologación” europea. Régimen político -radicalmente- opuesto por sus orígenes, principios y prácticas a la Segunda República Española.
Estos “intelectuales” (auténticos privilegiados) de la actual Monarquía española realizan -en general- una interpretación o lectura “liberal” de la vida, el pensamiento y la obra del historiador, ensayista y crítico literario Juan Marichal, donde mejor se puede ver o comprobar esto es en la colaboración de José García-Velasco, titulada: “Juan Marichal, reconstructor de la tradición liberal española” (págs. 131-148), cuya lectura detenida recomiendo por: ser otra prueba o demostración más de una imagen o “visión” manipulada, deformada y deformante (tergiversadora o falseadora) (sólo “liberal” y no republicana) (edulcorada o “light”) de Juan Marichal y su obra, buscando -en última instancia-: su “utilización” (apropiación) para relacionar (vincular a) la actual España “oficial” con el pasado histórico democrático de España y su Exilio republicano, y proceder al “aggiornamento” ideológico y cultural; y, en última instancia, a la “legitimación” política y social de ésta en el presente y para el futuro. José García-Velasco termina su colaboración (último párrafo) a modo de conclusión general (sumamente reveladora o esclarecedora) diciendo -textualmente- lo siguiente: “Así, en su vida y en su obra, Marichal fue fabricante, constructor de puentes entre la España con la que hubo de transterrarse y la nueva democracia española que ayudó a construir, escribiendo (pues “no está el mañana -ni el ayer- escrito”), como historiador y ciudadano, páginas magistrales, algunas de ellas citadas aquí, en testimonio de gratitud y homenaje”(pág.148). Ello pues no es nada nuevo, en la ILE y Residencia de Estudiantes (oficiales), desde la etapa de la Transición “democrática” del Franquismo a la actual Monarquía “liberal”, como he demostrado en un anterior artículo titulado: “Mirada histórica sobre Alberto Jiménez Fraud y la Residencia de Estudiantes”. Esta es la “línea” de pensamiento (argumental) y “estrategia” de actuación, en fin como suele decirse la “hoja de ruta” de los “dirigentes” de dichas entidades, y que continúa hasta el día de hoy.
Las colaboraciones en este BILE (oficial), de: Javier Garcíadiego (presidente), James Valender y Carlos Marichal Salinas (hijo de Juan Marichal) del “Colegio de México”; así como, también, las de Christopher Maurer, José Antonio Martínez Soler, Julia Cela, Juan Cruz, etcétera, son de interés por su interpretación verdadera (exacta) y correcta (honrada) de Juan Marichal y su importante obra. Estos fueron invitados por los organizadores del “Homenaje” y “dueños” del BILE (oficial), actuales “dirigentes” (pseudoinstitucionistas) de la ILE y Residencia de Estudiantes (oficiales), probablemente con el propósito de conseguir una cierta apariencia de diversidad (pluralidad), veracidad y credibilidad científicas. Junto con la inclusión (reedición) en este BILE (oficial) de un artículo del propio Juan Marichal, titulado: “La restauración de Manuel Azaña”, publicado anteriormente en el BILE (oficial), nº 21, de diciembre de 1994.
El regreso definitivo de Juan Marichal, alumno de Rafael Altamira en México (1945) y después discípulo de Américo Castro en Princeton (EE.UU) (1946), ambos historiadores “institucionistas”, republicanos y exiliados españoles, a España en el año de 1989, y su “colaboración” -aunque no fue “dirigente”- con: la ILE (oficial), como director de su “Boletín” (BILE) durante veinte años desde 1990 hasta su fallecimiento en 2010; y, también, con la Residencia de Estudiantes (oficial), como conferenciante y editora del mismo (véase: “Cronología de Juan Marichal” de Julia Cela en el BILE nº 83-84 del “Homenaje”), entidades que nada tienen que ver (salvo el nombre) -desgraciadamente- con las “históricas” que quedaron en el Exilio republicano y socialista de México y otros países, sólo se explica o comprende -en última instancia- por el anhelo de todo exiliado de regresar o volver -finalmente- a su país ; y, también, por traer (recuperar) (publicar) y continuar en el mismo su importante obra ensayística sobre la cultura española contemporánea, y que ésta no quedara en el olvido y desconocimiento final debido a la distancia y al transcurso del tiempo. Sin embargo, curiosamente (gracias a) el “azar” o el “destino”, las “circunstancias” de la vida hacen que Juan Marichal falleciera a los 88 años de edad -el 8 de agosto del 2010- en su casa de Cuernavaca (México) y no en España. En México, país hermano de acogida, habían fallecido también otros ilustres exiliados republicanos y socialistas españoles e “institucionistas”, como el arquitecto Bernardo Giner de los Ríos y el escritor Max Aub. Estos hicieron una visita breve (que no regreso) (“habían venido, pero no habían vuelto”) a España a finales de los años sesenta (1969), regresando -inmediatamente- a México al encontrarse con una “realidad” que no les gustaba en absoluto. Max Aub llegó, incluso, a decir (escribir) que “fueron los meses más tristes de su vida” (Diario, de 23 de agosto de 1970); y, también, a levantar acta y dejar testimonio de dicha estancia (viaje) con (o recoger en) su libro “La Gallina Ciega (Diario Español)”, que publicaría después en el año 1971 en México (última reedición en Madrid del año 2009 en Editorial Visor, con prólogo de Manuel Aznar Soler).
Frente a este último “intento” (pretensión), con el supuesto o pseudo “Homenaje” publicado en el BILE (oficial) y seminario posterior en ILE (oficial), subvencionado por los Ministerios de Cultura, Educación, y Deporte, de Ciencia e Innovación, y de Economía y Competitividad del actual Gobierno de España, o sea on el dinero de todos los ciudadanos contribuyentes (recursos económicos públicos), de los “dirigentes” (pseudoinstitucionistas) de las actuales ILE y Residencia de Estudiantes (oficiales) no logrado (conseguido) de “manipulación”, tergiversación o falseamiento, y de creación (elaboración) de una imagen o “visión” deformada o deformante (sólo “liberal“ y no republicana) (edulcorada o “light”) de la vida, el pensamiento y la obra del exiliado republicano Juan Marichal; y, también, de su “apropiación” y “utilización” en beneficio de la actual España “oficial” y de sus “intereses” particulares, económicos y políticos. Ya está bien pues, de continuar “manipulando” y “utilizando” -desde su regreso a España y hasta incluso después de su muerte en México- (ahora con un supuesto o pseudo “Homenaje” y seminario) a Juan Marichal y su obra por los actuales “dirigentes” de la ILE y Residencia de Estudiantes (oficiales). Todo ello es o constituye -en la práctica- una falta de ética absoluta, una “inmoralidad” total.
La España “oficial”, de la Monarquía borbónica, “liberal” y católica, hija heredera e impuesta por el Franquismo en Transición “democrática” y con “homologación” europea, concedió u otorgó -interesadamente- (en beneficio de sus propios intereses “políticos”, para su “legitimación” democrática) (como “aggiornamento” intelectual y cultural) (una verdadera “apropiación”, “manipulación” y “utilización” del autor y su obra) a Juan Marichal, desde su regreso y durante toda su estancia en España, importantes “condecoraciones” (reconocimientos): la “Medalla de Oro de las Bellas Artes” (1989); la “Gran Cruz de Alfonso X el Sabio” (1996); el “Premio Nacional de Historia” (1996); y, también, la “Encomienda de la Orden de Isabel la Católica” (2008) (ver: “Cronología de Juan Marichal” de Julia Cela, en BILE nº 83-84, de diciembre del 2011).
Y, finalmente, si desean tener una verdadera (exacta) y correcta (honrada) “visión” o interpretación de Juan Marichal lean -por favor- directamente su obra: “Teoría e historia del ensayismo hispánico” (3ª ed. 1984); “El nuevo pensamiento político español” (1966); “La vocación de Manuel Azaña” (3ª ed. 1982); “El intelectual y la política en España (1898-1936)” (1990); “El secreto de España. Ensayos de historia intelectual y política” (1995); “El designio de Unamuno” (2002); y, “Testimonio de un isleño” (2011). También, el “homenaje” realizado a su maestro el gran historiador Américo Castro (“Semblanzas y estudios españoles”, Madrid, Ínsula, 1956); y, la edición de las Obras completas de Manuel Azaña (en 4 vols., México, Oasis, 1966-68). Así como, de forma o manera complementaria, las importantes “colaboraciones” -verdaderas (exactas) y correctas (honradas)- de diversos autores anteriormente señaladas del BILE (oficial), nº 83-84, de diciembre del 2011».
Málaga, a 29 de abril del 2012.
Arturo Fernández Domínguez
(hijo del Exilio republicano y socialista español e “institucionista”).
[El contenido de los artículos de opinión es responsabilidad exclusiva de sus autores].

Deja una respuesta