Migrantes.

Migrantes.

El Departamento de Geografía e Historia de la Universidad de La Laguna ha emitido un comunicado en el que se posiciona acerca de los acontecimientos relacionados con la llegada y acogida de personas migrantes en Canarias, reclamando una “mirada más global” para entender las causas que están detrás de este fenómeno. El texto íntegro reza así: “El Departamento de Geografía e Historia de la Universidad de La Laguna desea manifestar a la comunidad universitaria y a la sociedad en general su preocupación por la crisis humanitaria ocasionada con la llegada y acogida de personas migrantes africanas a Canarias en los últimos meses. Para nuestro colectivo, que desarrolla su labor investigadora teniendo como hilo conductor el estudio de los territorios y la evolución histórica de los pueblos del mundo, que educamos a nuestros/as estudiantes en los valores del respeto, la libertad y la fraternidad entre las personas, independientemente de su nacionalidad, etnia, religión, origen social o género, no puede pasar desapercibidas las circunstancias por las que están pasando las personas acogidas temporalmente. Dicha preocupación nos impulsa, como docentes e investigadores, a llamar la atención sobre las siguientes cuestiones. En primer lugar, reclamamos una mirada más global de las migraciones humanas para comprender cuáles son las causas que impulsan a estas personas a salir de sus respectivos países, arriesgando sus vidas e incluso perdiéndolas en el mar. Ante un fenómeno tan complejo, es preciso hacer hincapié en las causas profundas, y más recientes, que explican la emigración en el denominado Sur Global, tales como la dominación colonial, el reciente e inconcluso proceso de descolonización, el desarrollo del neocolonialismo (las enormes riquezas del continente que son exportadas como “commodities” al Norte sin apenas repercusión en su industrialización y desarrollo nacional, así como el acaparamiento de las tierras comunales con privatización de las mismas), la pervivencia de relaciones sociales semifeudales e incluso esclavistas, las guerras internas (étnicas, religiosas, por el control de los recursos), las intervenciones militares extranjeras (bajo supuestos motivos humanitarios), la corrupción generaliza de los poderes del Estado o la inestabilidad política (golpes de Estado, dictaduras, Estados fallidos)”.

Seguir leyendo →